CONSECUENCIAS DEL CONFLICTO ARMADO INTERNO DE GUATEMALA

El número de las víctimas
Con el estallido del enfrentamiento armado interno en 1962, Guatemala entró en una etapa sumamente trágica y devastadora de su historia, de enormes costos en términos humanos, materiales, institucionales y morales. En su labor de documentación de las violaciones de los derechos humanos y hechos de violencia vinculados al enfrentamiento armado, la Comisión para el Esclarecimiento Histórico (CEH) registró un total de 42.275 víctimas. Combinando estos datos con otros estudios realizados sobre la violencia política en Guatemala, la CEH estima que el saldo de muertos y desaparecidos del enfrentamiento fratricida llegó a más de doscientas mil personas.



Las masacres
Con gran consternación, la CEH concluye que, en el marco de las operaciones contrainsurgentes realizadas entre 1981 y 1983, en ciertas regiones del país, agentes del Estado de Guatemala cometieron actos de genocidio en contra de grupos del pueblo maya. La estrategia contrainsurgente no sólo dio lugar a la violación de los derechos humanos esenciales, sino a que la ejecución de dichos crímenes se realizara mediante actos crueles cuyo arquetipo son las masacres. En la mayoría de las masacres se han evidenciado múltiples actos de ferocidad que antecedieron, acompañaron o siguieron a la muerte de las víctimas.



La represión contra las mujeres
La investigación de la CEH permitió determinar que aproximadamente una de cada cuatro víctimas directas de las violaciones de los derechos humanos y hechos de violencia fueron mujeres. Murieron, fueron desaparecidas, torturadas y violadas sexualmente, a veces por sus ideales y su participación política y social; otras fueron víctimas de masacres y otras acciones indiscriminadas.



Desplazamientos
El terror sin precedentes, provocado por las masacres y la devastación de aldeas enteras en el periodo comprendido entre 1981 y 1983, desencadenó la huida masiva de una población diversa, cuya mayoría estaba constituida por comunidades mayas. Las estimaciones sobre el número de desplazados va desde quinientos mil hasta un millón y medio de personas en el periodo álgido (1981 - 1983), incluyendo las que se desplazaron internamente y las que se vieron obligadas a buscar refugio en otro país. Aquella población desarraigada se ubicó de diversas formas: a) refugiaron en Mèxico; b) desplazamiento interno a altas zonas del país, incloso en la capital; c) Comunidades Populares en Resistencia.




Los costes del conflicto
A parte de los efectos directos sobre la población, el conflicto armado tuvo altos costos, entre los cuales: El incremento del gasto militar, desvió las necesarias inversiones en salud y educación como destino de los recursos públicos, con el siguiente abandono de la atención al desarrollo social. El enfrentamiento armado exacerbó también la tradicional debilidad del Estado al encarar la recaudación tributaria e intensificó la oposición del sector privado a las necesarias reformas fiscales. Los efectos fueron decisivos: aumentó la brecha entre ingresos y gastos, encadenando una serie de desequilibrios macroeconómicos y debilitando aún más la capacidad del Estado para impulsar el desarrollo.




La instauración de una cultura del terror
Además de la represión y el exilio, la debilidad y fragmentación de las organizaciones sociales se deben en buena medida a la conjunción de diversos mecanismos activados por el Estado para destruirlas. El terror no se redujo a los hechos violentos o a las operaciones militares; dependía además de otros mecanismos conexos como la impunidad de los ejecutores, las extensas campañas para criminalizar a las víctimas y la implicación forzada de la población civil en la cadena casual y la ejecución efectiva de atrocidades.




La represión contra las poblaciones indígenas
Con las masacres, las operaciones de tierra arrasada, el secuestro y ejecución de autoridades, líderes mayas y guías espirituales, no sólo se buscaba quebrar las bases sociales de la guerrilla, sino desestructurar ante todo los valores culturales que aseguraban la cohesión y acción colectiva de las comunidades.




Las resistencias de la población
La represión no sólo generó terror, pasividad y silencio. Paralelamente surgieron respuestas individuales y colectivas ante los efectos deshumanizadores y denigrantes de la violencia. Contra grandes obstáculos, las entidades que emergieron de este proceso se dedicaron a la defensa de la vida, aun cuando todavía implicaba convivir con la amenaza de la muerte. Con una composición mayoritaria de familiares de víctimas y las comunidades de sobrevivientes, los fundamentos esenciales de estas nuevas agrupaciones fueron la solidaridad humana, la defensa de los derechos elementales de la persona y las aspiraciones de respeto a la dignidad y la justicia. Todos estos esfuerzos fomentaron una nueva conciencia de la necesidad de la justicia, el respeto a las leyes y la plena vigencia de un Estado de Derecho como requisitos de la democracia.



"DEJAR ATRÁS EL OSCURO PASADO"
Hasta la fecha, ningún alto mando ni autoridad ha comparecido ante la justicia por su papel a la hora de ordenar, planificar o ejecutar las violaciones de Derechos Humanos generalizadas y sistemáticas que tuvieron lugar en Guatemala. Las pocas investigaciones que se iniciaron fueron deplorablemente lentas e inadecuadas.

Las autoridades guatemaltecas tienen el deber legal y moral de garantizar que se investigan los delitos cometidos durante el conflicto armado interno del país, muchos de los cuales constituyen crímenes de lesa Humanidad, y que los responsables comparecen ante la justicia. "Sin justicia, Guatemala no podrá avanzar y dejar atrás su oscuro pasado".


Algunas de las recomendaciones fundamentales incluidas en el informe de la Comisión para el Esclarecimiento Histórico para garantizar que se otorga reparación a los familiares de las víctimas y a los supervivientes de los abusos se han puesto en práctica, pero en la mayoría de los ámbitos todavía no ha habido progresos.

Amnistía Internacional ha manifestado su satisfacción por la noticia de que la Secretaría de la Paz del Gobierno guatemalteco ha proporcionado al Ministerio Público información sobre más de 3.300 casos de abusos contra los Derechos Humanos perpetrados durante el conflicto armado interno de Guatemala. La organización confía en que esta información ayude a redoblar los esfuerzos por investigar y procesar a los responsables de abusos cometidos en el pasado.

El gobierno de Guatemala realizó un acto en el que familiares de las víctimas del conflicto armado que azotó ese país durante 36 añosAñadir imagen recibieron compensación económica además de las disculpas del presidente Álvaro Colom, quien en una carta pidió perdón por el dolor causado.





"La mejor manera de que las autoridades guatemaltecas recuerden y honren a las víctimas de los abusos cometidos durante el conflicto armado es garantizar que quienes cometieron, autorizaron o planearon aquellos crímenes no pueden eludir la acción de la justicia".


21 comentarios:

Gabriel Chacon dijo...

me entristece pensar en toda esa gente que murio, alli habia gente inocente como lo eran niños y jovenes que tal vez ni sabian que pasaba, por eso repudio la violencia en Guatemala y en todo el mundo mis saludos a los que esten leyendo esto

Monica Gonzalez Escobar dijo...

¡¡¡¡¡¡¡¡No hay causas ni consecuencias sobre esto!!!!!!! Solo es una sugerencia, piensa en eso, trata de poner causas y consecuencias del mismo por favor

Erick Carrera dijo...

Hola soy de guate, y San Carlista: yo creo que en Guatemala nunca se termina la vilencia por que nunca dejamos de pensar en el "yo" primero antes que todos, todos queremos el poder y cuando lo tenemos cometemos mas estupideses de las que arreglamos. si tan solo nos pusieramos en los zapatos de los demas por un rato creo que no aguantariamos ni un poco. Todos queremos hacer justicia o al menos que se cumpla, pero cuando la aplican hasia a uno alli ya no la queremos que actue. SI cada fuerte del mundo ayudaramos a un devil saldriamos adelante... hagamos conciencia. feliz dia.

Gsell dijo...

Guatemala un pais tan falto de justicia. No al olvido que se castigue a los responsables . Primero con el presidente asesino otto perez un asco como gobernante.

Servando Sinay dijo...

se indica que nuestro pais se firmo la paz fue emitica ´por Arzu pero eso solo fue puente a la nueva ola de violencia que se esta desatando y que el mandatario hoy en día solo vela por los intereses de la adinerados
, no la la gente d clase emdia. y esto deja al pais al desnudo y sin nadas que ejecutare ya que se a creado una historia de Guatemala que el ejecito la creo pero la realida no se conose ya que esto lo tiene bien escondido el ejercito y no se puede escalreser por esta sensilla razon.

EJose dijo...

No se puede generalizar y culpar únicamente al ejercito. Ambos grupos cometieron actos de violencia. NO HUBO GENOCIDIO EN GUATEMALA. Todos estos textos fueron escritos por guerrilleros por lo que son parciales y falsos.

Choc dijo...

Apenas tenía 16 años cuando me forzaron a formar parte de las PAC. fue una pesadía cuando enterramos a los cuerpos de nuestra propia gente que fueron torturados por el ejercito acusados de ser miembros de la guerrilla. Que tristeza!

Wilfredo Mixtun dijo...

Buena informacion
de estos hechos

Wilfredo Mixtun dijo...

Buena informacion
de estos hechos

Sergio Zenteno dijo...

EJose: no se culpa al ejercito por combatientes caídos sino por CIVILES masacrados en aldeas y pueblos. Otto Pérez participó. Su justificación fue que "había familias involucradas". Ríos Montt es el principal actor del genocidio. Otto P. Un ejecutor más.

Maynor Romualdo Quiacain Leja dijo...

Es una lastima lo que paso, pero mas da lastima haber votado por un presidente que llevo a cabo masacres... seguimos en la lucha, se firmo la paz, pero no hay paz, solo nosotros tenemos el poder para cambiar a nuestra querida Guatemala.

Mario Barrios dijo...

CADA QUIEN TIENE SU PROPIA RAZÓN, como estudiante me toco vivir la guerra, y no fué fácil vivir entre dos bandos que jugaban a la guerra, la guerrilla que atacaba y ejercito que defendía, muchos estudiantes quedamos atrapados y sufrimos persecución de ambos lados, teníamos catedráticos que simpatizaban con la insurgencia y obligaban a que estudiantes pensaramos como ellos, cuando se les preguntaba al respecto no contestaban con claridad y si se insistía eramos causa de perder el curso, se ejercia presión desde las aulas para fortalecer la insurgencia.
hoy no es con capturas y condenas que remediaremos lo hecho, en particular perdí a mucha familia por causa de la guerrilla, otras familias perdieron por causa de militares, pero los que nos mantuvimos al margen estudiamos y trabajmos por este pais a fin de sacarlo adelante aun a costa de persecuciones y ataques sicologicos desde las aulas o centros de trabajo, a otros les fué mas facil huir y esconderse en otros paises y desde ahi formar organizaciones para defender a la insurgencia y desprestigiar a Guatemala para tener fondos para ellos vivir olgadamente, y no hace falta citar nombres todos los conocemos o los conocimos, por eso ruego que conozcamos la historia de los dos lados para nunca para volver cometer o vivir los mismos horrores de la guerra ni cometer los mismos errores .

Mario Barrios dijo...

CADA QUIEN TIENE SU PROPIA RAZÓN, como estudiante me toco vivir la guerra, y no fué fácil vivir entre dos bandos que jugaban a la guerra, la guerrilla que atacaba y ejercito que defendía, muchos estudiantes quedamos atrapados y sufrimos persecución de ambos lados, teníamos catedráticos que simpatizaban con la insurgencia y obligaban a que estudiantes pensaramos como ellos, cuando se les preguntaba al respecto no contestaban con claridad y si se insistía eramos causa de perder el curso, se ejercia presión desde las aulas para fortalecer la insurgencia.
hoy no es con capturas y condenas que remediaremos lo hecho, en particular perdí a mucha familia por causa de la guerrilla, otras familias perdieron por causa de militares, pero los que nos mantuvimos al margen estudiamos y trabajmos por este pais a fin de sacarlo adelante aun a costa de persecuciones y ataques sicologicos desde las aulas o centros de trabajo, a otros les fué mas facil huir y esconderse en otros paises y desde ahi formar organizaciones para defender a la insurgencia y desprestigiar a Guatemala para tener fondos para ellos vivir olgadamente, y no hace falta citar nombres todos los conocemos o los conocimos, por eso ruego que conozcamos la historia de los dos lados para nunca para volver cometer o vivir los mismos horrores de la guerra ni cometer los mismos errores .

Unknown dijo...

No leo nada sobre las acciones de la guerrilla,destruyeron mucha i fra estructura en nuestro país,asesinaron y secuestraron a muchas personas,torturaron,secuestraron aldeas completas,utilizaron mujeres y niños en sus acciones,utilizaron uniformes similares a los del ejército para engañar a la población civil,atacaban y se ponían ropa de campesinos etc.
Además asesinaron a los Embajadores de USA y de Alemania y luego qué........de esto no mencionan nada.
Claro .....no conviene

Unknown dijo...

Vamos Guatemala está acción de la izquierda es con los fines conocidos de seguir mamano dinero de la comunidad internacional que los apoya.
Esta gente no quiere el progreso de nuestro país.
Les interesa nuestro subdesarrollo.
A los norteamericanos solo les interesa utilizarnos cuando a sus propios intereses les conviene.
Al 90% de los guatemaltecos no les interesa apoyar a los partidos de izquierda,vemos lo que pasa en Cuba,Venezuela y otros que tienen este sistema comunista que a nadie interesa en Guatemala.
Los resultados claros están en lo demostrado en las ultimas tres elecciones.
Claro que los gobiernos que han resultado electos han sido un desastre ver el de Colom,Bergé y Pérez Molina , pero al menos tenemos libertad.
Ya se demostró que ponemos defenestrar a los corruptos,pero a un gobierno totalitario eso sí es duro y difícil.
Ejemplo lamentablemente repito CUBA,VENEZUELA Y otros que no son el paraíso

Unknown dijo...

Vamos Guatemala está acción de la izquierda es con los fines conocidos de seguir mamano dinero de la comunidad internacional que los apoya.
Esta gente no quiere el progreso de nuestro país.
Les interesa nuestro subdesarrollo.
A los norteamericanos solo les interesa utilizarnos cuando a sus propios intereses les conviene.
Al 90% de los guatemaltecos no les interesa apoyar a los partidos de izquierda,vemos lo que pasa en Cuba,Venezuela y otros que tienen este sistema comunista que a nadie interesa en Guatemala.
Los resultados claros están en lo demostrado en las ultimas tres elecciones.
Claro que los gobiernos que han resultado electos han sido un desastre ver el de Colom,Bergé y Pérez Molina , pero al menos tenemos libertad.
Ya se demostró que ponemos defenestrar a los corruptos,pero a un gobierno totalitario eso sí es duro y difícil.
Ejemplo lamentablemente repito CUBA,VENEZUELA Y otros que no son el paraíso

Unknown dijo...

La Memoria Histórica es una farsa, fue dictada por tres comunistas y apadrinada por un terrorista guerrillero con sotana. Son ellos: Christian Tomuschat, Otilia Luz, Edgar Balsells y Juan Gerardi. A esto agregamos, la Comisión en pleno de Derechos Humanos del Arzobispado.
Hay miles de crímenes cometidos por los delincuentes terroristas guerrilleros que los redactores de la Memoria Histórica no incluyeron en el informe.
Vale la pena redactar uno por lo menos: El Alcalde de El Quiché fue asesinado por los terroristas guerrilleros, por no plegarse a sus caprichos. Los familiares del extinto Alcalde se acercaron a las oficinas donde se redactaba la Memoria Histórica y simple y sencillamente les dijeron que no. De estas historias hoy miles, pero los delincuentes desde ahí empezaron a cobrar y fraguar venganza por la aporreada madre que les brindó el Glorioso Ejército Nacional de Guatemala, apoyado por las PAC.
Cuando vemos lo que está sucediendo hoy en cuanto a la persecución de los victoriosos, ratificamos lo que siempre criticamos en el sentido de que los acuerdos de paz nunca se debieron haber firmado. La guerra estaba bajo el control del Glorioso, los delincuentes guerrilleros estaban agonizando, estaban en estado de inanición, los pocos que quedaban era fácil ponerlos bajo control y como era una guerra, lo que correcto era que si no se rendían, pues eliminarlos.
La tabla de salvación de este reducto de moribundos combatientes fueron las gestiones del sacrosanto socialismo internacional, quien intervino exigiendo misericordia y buscando un arreglo a efecto de que los pocos cabos sueltos que quedaban no fueran exterminados.
Los delincuentes terroristas guerrilleros fueron sanguinarios asesinos, secuestradores, cobradores de impuestos de guerra, extorsionistas, incendiarios de la propiedad pública y privada, destructores de mil torres de alta tensión, sembradores de un millón de minas quita pie, destructores de la obra vial del país, explotadores de bombas de alto poder en lugares públicos, incendiaron cien registros civiles dejando a millones de guatemaltecos en el limbo de identificación, masacres de aldeas y caseríos, cobardemente que es lo que más los caracteriza comprometieron a la gente del campo en sus sucias y sangrientas actividades y mil cosas más.

José Rizzo dijo...

La Memoria Histórica es una farsa, fue dictada por tres comunistas y apadrinada por un terrorista guerrillero con sotana. Son ellos: Christian Tomuschat, Otilia Luz, Edgar Balsells y Juan Gerardi. A esto agregamos, la Comisión en pleno de Derechos Humanos del Arzobispado.
Hay miles de crímenes cometidos por los delincuentes terroristas guerrilleros que los redactores de la Memoria Histórica no incluyeron en el informe.
Vale la pena redactar uno por lo menos: El Alcalde de El Quiché fue asesinado por los terroristas guerrilleros, por no plegarse a sus caprichos. Los familiares del extinto Alcalde se acercaron a las oficinas donde se redactaba la Memoria Histórica y simple y sencillamente les dijeron que no. De estas historias hoy miles, pero los delincuentes desde ahí empezaron a cobrar y fraguar venganza por la aporreada madre que les brindó el Glorioso Ejército Nacional de Guatemala, apoyado por las PAC.
Cuando vemos lo que está sucediendo hoy en cuanto a la persecución de los victoriosos, ratificamos lo que siempre criticamos en el sentido de que los acuerdos de paz nunca se debieron haber firmado. La guerra estaba bajo el control del Glorioso, los delincuentes guerrilleros estaban agonizando, estaban en estado de inanición, los pocos que quedaban era fácil ponerlos bajo control y como era una guerra, lo que correcto era que si no se rendían, pues eliminarlos.
La tabla de salvación de este reducto de moribundos combatientes fueron las gestiones del sacrosanto socialismo internacional, quien intervino exigiendo misericordia y buscando un arreglo a efecto de que los pocos cabos sueltos que quedaban no fueran exterminados.
Los delincuentes terroristas guerrilleros fueron sanguinarios asesinos, secuestradores, cobradores de impuestos de guerra, extorsionistas, incendiarios de la propiedad pública y privada, destructores de mil torres de alta tensión, sembradores de un millón de minas quita pie, destructores de la obra vial del país, explotadores de bombas de alto poder en lugares públicos, incendiaron cien registros civiles dejando a millones de guatemaltecos en el limbo de identificación, masacres de aldeas y caseríos, cobardemente que es lo que más los caracteriza comprometieron a la gente del campo en sus sucias y sangrientas actividades y mil cosas más.

Ma. Isabel Puaque Gordillo dijo...

Esta muy interesante este dato de suma importancia por los que le tenemos miedo a las guerras y ellos y su valentia por salvarnos y haora no agredecer lo que DIOS nos da

aline perez dijo...

las causas del conflicto armado son varias pero sobre salen la discriminación, el racismo contra la población indígena, la imposición de una clase dominante, el sistema capitalismo, la explotación laboral de los mas desprotegidos. las causa son muchas..estas son un ejemplo...

aline perez dijo...

también recordemos que el verdadero informe de la Comisión para el Esclarecimiento Histórico, ya no fue publicado como aparecía en su original sino que fue reducido, eliminando los fragmentos que comprometían al Estado y revelaban asuntos que los ponían en evidencia..por eso fue quitado del medio social la persona que vivió gran parte de esos atropellos como Juan Gerardi..El gobierno de Guatemala, siempre ha dado a conocer solo lo que le conviene que el pueblo conozca. sin embargo aun con todo eso la población de Guatemala, vive sumida en una ignorancia de conocimiento histórico, como podrá cambiar el país si las personas no les gusta conocer su historia, no leen, no se enteran, pero si se dejan manipular por una política de corrupción..

Publicar un comentario en la entrada